sábado, 1 de junio de 2013

Mujer colonizada

Las revistas de moda parecen sufrir de un estancamiento de ideas. El cambio es sumamente necesario, creo, para mejorar. Sin embargo, no muchos deben pensar como yo porque no veo publicaciones que presenten ideas revolucionarias o, al menos, novedosas.

Decir que no hay lugar para las mujeres 'normales' (o sea, que no pesen 50 kilos) ni para mujeres adultas es ya un lugar común. Pero sucede. Por eso me alegró tanto ver en la última edición de la revista argentina 90+10 a Maite, una mujer amante de colores de 69 años que fue retratada por los chicos de OnTheCorner. Ella rompe con el estereotipo de 'mujer de portada' y su irrupción es una bocanada de aire fresco en el mundo de la moda. Pero se que es pasajero.

El caso de 90+10 es, lamentablemente, la excepción. Mujeres como Maite - con líneas de expresión que evidencian haber vivido, cabello gris, cuerpo rollizo - parecen no encajar en el distinguido mundo de la moda. ¿De quién es la culpa: de los editores por perpetuar la idea de que una mujer exitosa debe ser flaca, alta, con tal color de pelo y ojos y usar tal ropa? ¿O de las/los lectores que aceptan el mensaje y siguen comprando la revista? Creo que hay responsabilidades de los dos lados. Si las ventas cayeran, inmediatamente se haría algo al respecto.

Hace unos días charlaba con una colega amiga, Celeste Nasimbera, y ella opinaba que las revistas de moda venden un modelo aspiracional, que desde siempre había sido así. Estoy de acuerdo con ella, ese es el camino que todas las revistas siguen: y precisamente por eso son todas iguales. También creo - estoy convencida - que existen otras maneras de hacer moda: tratando de incluir a la mayor cantidad de personas y haciendo sentir a la mujer bien consigo misma. ¿Ustedes se sienten identificadas con los 'modelos aspiracionales' que las revistas de moda presentan? Yo no, y eso que nunca tuve problemas para conseguir talles, no soy petisa, mi piel está bastante bien y mi pelo es dócil. 

¿Por qué no incluir en las producciones de moda a mujeres que no sean modelos (pero que sepan posar), mujeres con distintas alturas, tipo de pelo y color de piel? ¿Es la mujer rubia, alta, de tez clara y ojos celestes con la que las argentinas nos sentimos identificadas? No lo creo. Hasta que aparezca en el mercado una revista de estas características, me abstendré de comprar las que hoy existen. No me aportan nada nuevo, no me nutren en ningún sentido. 





2 comentarios:

  1. Sigo sosteniendo que las revistas de moda venden un aspiracional. Quizás el error de las publicaciones es seguir sosteniendo un modelo ideal de mujer como único. Al igual que las publicidades.
    El acceso al voto, a los cargos públicos, a la universidad, a la independencia económica, etc hizo que las mujeres multiplicáramos nuestras aspiraciones. ¡ Preguntarnos qué queremos, qué buscamos y cómo !

    ResponderEliminar
  2. Como ya dije, de los debates nacen las mejores ideas. Gracias Celes!

    ResponderEliminar